Día 3: Nuevo Ciclo

 Cada uno vive en la realidad que es capaz de imaginar, y sobre todo soportar. 

Este es el tercer día del 2023 y de verdad deseo que su inicio de semana haya sido de maravilla. Un excelente inicio de año y nuevo ciclo para todas las personas con las que he cruzado un comentario, una mirada o compartido algún momento especial en nuestras vidas y, sobre todo, las que permanecen. Aclaro que no todos permanecen. Algunas han partido antes de lo debido y otras simplemente decidieron marcharse.

Leí la frase que abre este texto en una fotografía de Instagram. No es exactamente igual, necesitaba darle un enfoque diferente porque no todos podemos imaginar y soportar a la vez.

Algunos imaginamos una realidad diferente, una que jamás podría existir; lo viví en carne propia los últimos 3 años. Recuerdo y esos días fueron más difíciles de soportar que cualquier otra cosa. Sólo imaginar salidas y opciones diferentes a las que realmente existen me generaba más ansiedad.

Estaba equivocado, no es que no hubiese otras salidas, simple y sencillamente me empecinaba en ir por un camino, una alternativa inexistente. De cierta manera, intentaba construir barcos de papel para cruzar un monzón.

Tal vez rendirse no es necesariamente perder, sino darnos cuenta que las circunstancias que vivimos no son pruebas que pone sabe quién a sus mejores guerreros, sino obstáculos que creamos para obligarnos a creer que es otro el camino correcto y no el que queremos seguir.

Hay quienes le llaman Epifanía, yo prefiero llamarlo un momento de lúcida reflexión. Así que, tuve un momento de lúcida reflexión frente al mar, mientras veía decenas de barcos, todos ellos de diferentes tamaños, diseños y colores; con banderas que ondeaban en la misma dirección sin elección. ¿Es en realidad como deseamos vivir? ¿Es en realidad como debemos vivir?, ¿Bajo las reglas de la misma dirección? La vida para nosotros no es así, tenemos opción para elegir la dirección indistinta al viento.

Hoy, estimado lector, decido ir en contra del viento, navegar hacia donde se oculta el sol y regresar si así lo deseo… sin miedo a pensar que retroceder es rendirse.

Fotografía por © Luis Fernando Castillo Ochoa

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: